viernes, 29 de agosto de 2008

Preparando la I Bienal Internacional de Poesía de Brasilia


(Poema publicado en la Revista da Oficina de poesía, Coimbra, 1998, también quiero agradecer a Fausto la edición del video poema, ha quedado genial)

Lo que realmente me animó fueron aquellos recuerdos de Coimbra y aquel grupo poético que ha quedado intacto después de tantos años. La semana que viene nos vemos en la I Bienal Internacional de Brasilia.

Aquí os dejo mi agenda sobre mi participación en la bienal con más video poemas y lectura de textos propios.

2/09
Espaço Cultural Mosaico
SCRN 714/14
21:00h

4/09
Rayuela Bistrô
413 SUL
21:30h

5/09
Biblioteca Pública do Núcleo Bandeirante
17:00h-18:00h

6/09
Rayuela Bistrô
413 SUL
21:30h

7/09
Café bom demais
CCBB
15:00h-20:00h

jueves, 28 de agosto de 2008

La web 2.0. La segunda generación de Internet

Hablamos de web 2.0. como la segunda generación de internet, Tim O´kelly nos habló por primera vez de este término para referirse a la evolución del mundo internáutico con nuevos recursos y comunidades de usuarios que llevaban a cabo lo que llamamos "constructivismo social". Nuevas herramientas y software gratuito que hacen mejorar nuestras clases y dar rienda suelta a nuestra imaginación como profesores. Disfrutad

miércoles, 27 de agosto de 2008

El mejor momento del día

(Palacio de la Cultura y Ciencia/ Palac Kultury i Nauki, regalo de Stalin a Varsovia, la foto la hice en 2007 cuando me invitaron a la Universidad de Varsovia, Polonia)

El final del día siempre da la sensación que es el tiempo para el comienzo de tu propio tiempo, cuando todo para, vivimos siempre libres y fuera de la enajenación. Es el antecedente a la ocuridad/luz de la noche para los que somos algo noctámbulos. El comienzo de lo que esperamos. La luminosidad del crepúsculo tiene tonos especiales en todas las ciudades del mundo, el "dusk" en inglés y si me ayudáis podemos ponerlo en otros idiomas.

En Coimbra, siempre que cruzaba las vías del tren para visitar a Carmen, me detenía por un instante en aquel silencio dibujado de azules y sonidos de la ciudad. Recuerdo un tiempo, cuando vivía en República Checa que aquellos paisajes parecían sacados de un cuadro, ironías aparte, siempre pensé que windows se había inspirado en un prado verde que había en Olomouc y un día perdidos por la puszta húngara con Julio y otro reportero, plasmamos una de las mejores imágenes sobre este momento del día, que pena que dure tan pocos minutos.

martes, 26 de agosto de 2008

La verdad de las palabras

(Museo de la lengua portuguesa, Sao Paulo,2008)

"Hay cosas que es muy doloroso pensarlas. Decirlas, además, provoca una pena aún más grande."
TAMARO, S. Donde el Corazón Te Lleve, Seix Barral, Barcelona, 2000

El lenguaje es el vehículo del pensamiento, aquel código que es capaz de expresar lo que está dentro de nosotros mismos, aquello de lo que hablábamos en el artículo de “Desasosiego de Sosegados” que no podíamos expresar con palabras, estamos hablando de los sentimientos, el complejo mundo que nos condiciona a ser como somos. Es imposible que al leer a Susanna Tamaro no nos dejemos seducir por sus palabras, ya que es una autora que si algo consigue con su historia es hacernos sentir con cada letra impresa, una novela escrita con el corazón abierto. Es un cúmulo de pensamientos que se mezclan con la soledad y amargura del relato.
Muchas veces buscamos que los libros nos hablen, nos den soluciones de lo que nos pasa, de lo que vivimos, nos perdemos por las librerías, buscando vivencias parecidas a las que hemos tenido, buscamos soluciones y a veces con suerte las encontramos. Siempre a lo largo de la Historia de la Literatura, el amor ha sido uno de los temas tópicos, aunque no por ello menos importante, ya que hay muchos tipos de amor y que un libro sea de amor, no por eso va a ser una mala obra literaria, tenemos que pensar que la originalidad no está sólo en el contenido sino también en la presentación del relato, cómo el escritor nos ha contado esa historia de amor y si ha conseguido inquietarnos.
Las relaciones humanas a veces, son demasiado complicadas, no somos totalmente independientes como pensamos, estamos hechos para amar y ser amados, todos huimos de la soledad, el peor enemigo, aunque hay que matizar, que hay una soledad buscada entre todas las soledades que es la paz interna y que nunca viene mal en un momento dado, pero esta soledad buscada la queremos sólo a corto plazo, ya que la vida debe fundarse de más cosas, si no sería demasiado triste. Qué sería una vida sin amor, alguna vez os habéis planteado esta cuestión. El amor hay que entenderlo como un sentimiento que está mas allá de las relaciones humanas, hay que entenderlo como algo que marca nuestra vida continuamente, desde que nacemos estamos buscando ser queridos por el medio que nos rodea.
Dónde el Corazón Te Lleve es la expresión de aquello que no nos atrevemos a decir nunca, Olga, la protagonista, al final de su vida decide escribir a su nieta una larga carta para contar todo lo que ninguna de las dos se atrevía a contar. Cuando la nieta regresa de su viaje, sólo encontrará la relación de los pensamientos allí escritos. Aquellos desencuentros y heridas que no cicatrizarían jamás.
Susanna Tamaro intenta seducirnos con su lectura, una obra intimista que puede acompañarnos en estos días de Invierno, antes o después de celebrar el día de los enamorados, para aquellos que aman o amaron alguna vez.
Os dejo con la lectura de este libro, la historia de toda una vida, que más que una historia de amor entre personas, intenta darnos una lección vital e incluso nos intenta ayudar a ser un poco mejores.

Desasosiego de sosegados

(Niágara, frente al Lago Ontario, 2006)

"Me sentí inquieto ya. De repente, el silencio había dejado de respirar...Me latió la garganta. Mi conciencia sólo vio un borrón de tinta en el papel."
PESSOA, F. Libro del Desasosiego, Seix Barral, Barcelona, 1996

Hay días en los cuales nos falta la respiración, aunque pensemos que puede ser una labor sencilla, a veces nos ahogamos en el misterio de nosotros mismos, en nuestro propio Yo, en nuestro gran desconocido que vive en el mundo abstracto del pensamiento, donde la imaginación se desborda para llegar a lo sublime, aquello que no podemos explicar con palabras porque el lenguaje no puede expresar nuestro espíritu.
Siguiendo a Edmund Burke (1729-1797), que se apoya en las reflexiones de Addison, en su “Investigación filosófica en torno a lo sublime y lo bello” nos intenta explicar que lo bello es aquello que despierta en nosotros amor, un cierto sopor, una cierta relajación. Enuncia cuales son estas condiciones, “la pequeñez”, “las variaciones no abruptas”, “la delicadeza”, “el colorido claro y no oído”.
En cambio lo sublime suscita emociones de sufrimiento y de peligro. Estas emociones nos vienen por la magnitud, la oscuridad, la privación o carencia de algo, la dificultad de construcción, la magnificencia y suntuosidad, el estrépito, la sorpresa y el dolor. En lugar de amor, lo sublime provoca asombro. La razón se queda bloqueada, no puede explicarse. Es como si la razón se quedara paralizada, no puede explicar la realidad. El conflicto entre sus extractos espirituales y racionales: queda campo libre para la expansión del Yo emocional. Lo sublime está en desplegar libremente la fantasía y la imaginación, sin llegar a los límites de la racionalidad.
Lo desarrolla también, Blair, (1762), lecturas de retórica y bellas letras, insiste en esta idea “¿Qué escenas de la naturaleza llevan a lo sublime? ... el bosque envejecido y el agua que va por las rocas....”
Kant, en sus Observaciones sobre el Sentimiento de lo Bello y lo Sublime (1764), vuelve a distinguir dos nociones, "las vistas de una montaña, la descripción de una tempestad tumultuosa provocan agrado (bello) pero también terror (sublime)"
Lo sublime es aquello que desborda nuestro espíritu, la batalla que tiene el escritor consigo mismo, las palabras son el único instrumento que tenemos para expresar algo por escrito y así poder comunicarlo. Fernando Pessoa, poeta portugués de nuestro siglo, estuvo gran parte de su vida expresando aquel desasosiego interior, aquella batalla entre el espíritu y la palabra, hasta el día antes de su muerte. El Libro del Desasosiego inédito hasta 1982 es un esbozo de sensaciones, de sentimientos que solo Pessoa a través de su heterónimo Bernardo Soares supo plasmar mejor que nadie.
Si nos dejamos arrastrar por nosotros mismos llegaremos a ver la vida desde otra dimensión. La realidad puede tener muchas caras, podemos hablar de soledad como algo realmente triste, pero si le damos la vuelta podemos encontrar algo totalmente distinto y mucho más positivo que la tristeza. Detrás de la soledad está aquella paz interior que siempre buscamos. Es a este ejercicio al que nos invita Pessoa, descubrir nuevas realidades a través de lo sublime, a través del desasosiego. Es como el ejercicio del pintor que puede pintar la realidad con otros colores, la cuestión está en descubrirlos.
Espero que vuestras mañanas sean tan claras como el agua y que a vuestra vida deis colores, para pintar la realidad y dejarla como nueva. Buscad por debajo de las palabras y más allá de vuestra imaginación tal vez sintáis el aire que respiráis.

lunes, 25 de agosto de 2008

Siempre nos quedarán versos

(Calle Florida, Buenos Aires, 2007)

EL RELOJ DE LUNA



En el río de hojas secas
navegaban los folios
que adquirían un color sepia
al respirar otro aire.
Aromas diferentes
que me envolvían
y ahogaban
con nuevos ritmos.
Hablo de mí
como la persona que he conocido
y con la que he vivido
hasta ahora.
Dejo caer la tinta sobre otro papel
después de muchos años
y veo que todo sigue igual.

©Alfonso Hernández Torres (de Marionetas en la lluvia)

domingo, 24 de agosto de 2008

Atrapados en los brazos de Calypso

Envuelta en azules y blancos, Adriana Calcanhotto nos dejó su música que podría confundirse con el ir y venir de las olas del mar, escuchemos por un momento la caracola que guardó aquellos momentos.




Adriana Calcanhotto en Brasilia from Alfonsoht on Vimeo.

martes, 19 de agosto de 2008

Ponemos tu voz


Los alumnos de C2 han realizado esta podcast

lunes, 18 de agosto de 2008

Una noche en Lisboa


...si tuviera que contar las primeras impresiones de Lisboa diría que estoy en una ciudad que asusta. Demasiado familiar y a la vez llena de confusión...

23-1-98

Hoy decidí venir a Lisboa, quizás si alguna vez leo este texto al cabo de unos años desearé venir de nuevo a este lugar.
Lugar que puede inspirar a mucho o a poco no sé, hasta este momento; es un café particular de madera,etc.
Un café literario de los muchos que presume Lisboa, éste café se ubica en el bairro chiado, barrio que se esconde bajo sus cenizas, muchos de los sentimientos que solo el ser humano es capaz de tener,la danza de los espectros que autores como Valle-Inclán supieron reflejar.
Puede ser la capital del arte y la bohemia, capital de los deseos y el anonimato.
Al fondo se puede ver la historia de un desenlace, son como personajes de ficción, no dejan de darse abrazos, no entiendo esos abrazos.
Se acabó aquella escena, en la que se podía ver el sufrimiento de ambos amantes, en los que se intentaba ver algo insólito en un café qué se supone de élite.
La verdad que el cansancio de este viaje me ha llevado a tener también a un cansancio mental, sin olvidar que durante toda esta tarde tuve una dislexia absoluta. Y ahora me encuentro en el café Brasileira y acaba de sentarse en frente de mí aquel brasileiro de la escena extraña. Yo continuo intentando plasmar algo sobre algo que no he logrado asimilar aún. Algo sobre Lisboa, pero no logro aún asimilar nada, sólo sé que estoy en un café que está encerrado en sombras y que tiene oculta y escondida toda su vida y todo su recuerdo. Quizás se quedaron flotando en el aire formando tinieblas ruinosas en la noche y todavía no encontraron su lugar en el tiempo porque se vieron confundidas en el incendio.

viernes, 15 de agosto de 2008

La Libertad

(Imagen del libro Caperucita en Manhattan de Carmen Martín Gaite)

In Memoriam
" No te hice ni celestial ni terrenal,
ni mortal ni inmortal, con el fin de
que fueras libre y soberano artífice
de ti mismo, de acuerdo con tu designio."

(MARTÍN GAITE, C. Caperucita en Manhattan, Siruela, Madrid, 1992)

Después que podamos nacer y antes que podamos morir nos queda solamente nuestra vida. Solo nosotros mismos somos los dueños de la llave de nuestra existencia, en nosotros está seguir adelante, en nosotros está limitarnos. Precisamente nuestra libertad acaba en nosotros mismos.
Rousseau nos decía que el hombre era libre por naturaleza, aunque no debemos caer en el radicalismo de este pensador del XVIII, tenemos que ver la libertad como el mayor de nuestros tesoros. Seguiré un lema para hablar de libertad: "seamos libres mientras que no le compliquemos la vida a los demás", es así de sencillo. No debemos olvidarnos que tenemos que ser consecuentes de nuestros actos y que vivimos en una sociedad, pero nadie nos puede negar nuestra libertad, la libertad de ser nosotros mismos, de rebasar las fronteras del mundo que nos rodea y descubrir otros mundos que nos abran las puertas de nuestra mente. Basta con cerrar los ojos por un instante y nos encontraremos con otras formas de vivir, lo único que hay que hacer es vivir en paz.
Los secretos de nuestra propia libertad está en el optimismo, afrontar la vida, aquel espacio que nos aguarda entre el nacer y el morir, de una forma positiva. Todo lo que nos rodea puede asombrarnos y sorprendermos, hay que descubrir su lado mágico.
Carmen Martín Gaite fue una amante de la libertad, aquella libertad que le dio su propia vida, la libertad de la que nos habla en su libro Caperucita en Manhattan y que representa en Miss Lunatic, aquella señora que va ser capaz de vencer al miedo con la propia libertad. Manhattan será el distrito de Nueva York elegido para el desarrollo de esta historia y Sara Allen su protagonista.
No se trata de un cuento para niños aunque su autora haya tomado de los cuentos populares el título de su novela, es un cuento para mayores y tal vez después de su lectura nos sintamos más libres, porque es un canto a esa libertad buscada y que a veces no nos damos cuenta que está debajo de nuestros miedos, de aquel miedo a lo desconocido. Hay que ser un poco lunáticos y vencer aquello que nos aterra, sólo en nuestra mente está Miss Lunatic para vencer a los fantasmas que no nos dejan ser libres, salir de nuestra propia cárcel existencial y monótona a la que por desgracia nos hemos acostumbrado.
El miedo la mayoría de las veces es absurdo y no es más que un paso más para ser infelices, intentemos ser un poco más felices y no nos fabriquemos falsos problemas, hagamos uso de la libertad y vivamos cada segundo, cada minuto como el mayor regalo de la naturaleza.
Carmen Martín Gaite nos dejó una tarde de Julio del año 2000 pero quedó inmortal en cada uno de sus personajes, nos enseñó a ser libres y a vivir otras realidades. Aquellas sensaciones que tenemos cuando paseamos y somos capaces de quedarnos sin pensar en nada por un instante, somos capaces de parar el tiempo y de conseguir evadirnos de lo que nos rodea. Nuestra libertad es el mejor alimento para nuestro espíritu.

Las noches en la torre de la televisión


Carmen en Brasilia from Alfonsoht on Vimeo.

Tal vez me dejé los fuegos artificiales en la playa del sardinero en Santander para vivir otras emociones en Brasilia, casi al mes de haber visto aquel espectáculo en el mar, una amiga que se llama Mar, nos invitó a una Ópera en los jardines de la torre de la televisión.

Fue increible ver a tantos brasileños emocionados cantando aquella canción tan alto, tal vez fueron las primeras melodías que escuché en directo bajo el marco de la Ópera de Carmen, os dejo el vídeo para que os podáis hacer una idea.

domingo, 10 de agosto de 2008

El conocimiento


“Renda-se, como eu me rendi. Mergulhe no que você não conhece como eu mergulhei. Não se preocupe em entender, viver ultrapassa qualquer entendimento” (Clarice Lispector)

Después de leer estas frases solamente nos queda pensar que los momentos que vivimos es lo que realmente forma nuestra vida, un rompecabezas que se va construyendo de instantes y que desencadena aquello que realmente somos y alimenta nuestro conocimiento.